El Vendedor Tigre




Está especie de vendedores es quizás la más solicitada de todas. Es considerado a menudo como la estrella de las ventas. Un vendedor tigre es normalmente muy agresivo y eficaz. Sus presas son similares en tamaño a las dimensiones de su ambición, la cual generalmente es inmensa y -en no pocas ocasiones- desmedida.

Fiel a sus cualidades felinas “caza” a sus ventas bajo sus propias reglas, actúa de manera autónoma e individualista. Cuando selecciona a su presa, tiene la paciencia para esperar el momento oportuno de atraparla. Mientras tanto sólo acecha, espera con serena y necia pasividad a que la presa de la señal de compra (y a veces un poco más para que en su desesperación el cliente pierda ventaja en las negociaciones). Este momento es incomprensible para todos, menos para el vendedor tigre, sólo él sabe cuando es el momento oportuno, cuando su presa está lo suficientemente cerca para que su ataque sea eficaz. Mientras esto ocurre, el tigre no está dispuesto a moverse un solo centímetro, ni a precipitarse en su ataque. Puede caer una tormenta (de regaños y protestas) o una estampida de presas y aun así, a pesar de ello, el vendedor tigre se mantendrá impasible.

Llegado el momento, su totalidad se pone en acción, cada uno de sus músculos, huesos, pensamientos y emociones interactúan para dar un salto mortal hacia la presa. Prácticamente nunca falla. La venta se cierra de forma inevitable. Entonces el vendedor tigre toma el botín y se sube a su espacio a devorarlo lentamente. Tampoco lo comparte y entonces empiezan problemas de comunicación para otras áreas de la empresa.

Su estilo y eficacia han hecho de este vendedor una leyenda. Incluso cuenta con su propia película y canción. El retador hambriento de victoria, Mister T, le grita después de un triunfo contundente al vanidoso Rocky Balboa “You are the next”. Rocky no podrá sostener la mirada del tigre al inicio de la pelea y en ese momento se intuye el resultado. El tigre nunca falla. El texto de su canción dice algo así como. “Él nos vigila a todos con el ojo del tigre…sólo un hombre y su voluntad es sobrevivir”.

El vendedor tigre es normalmente idolatrado, en especial por los directores generales que andan entre sus 50 y 60 años, pues muchos de ellos son de esta especie. Pero para los supervisores y gerentes este tipo de vendedor es una pesadilla, los jefes de ventas prefieren a los lobos, los perros salvajes o al menos a los leones, quienes cazan en grupo y respetan reglas.

Comentarios

¿¿Vendedor tigre?? No se si sean los mejores organizacionalmente hablando, pero por lo que comentas en el artículo se ve que son bastante eficaces, y aunque haga sus operaciones solo, siempre logra lo que se propone, así, sin hacer ruido, sin que se le vena los movimientos, pero cuando ataca, es letal.
Dices que muchos prefieren los vendedores leones o lobos porque andan siempre en grupo, creo que eso no es siempre bueno porque muchas veces se atinen a lo que el grupo haga o diga y no siempre trabajan todos por igual....
A veces es mejor ser o estar como lo dice el dicho: "...Mas vale solo, que mal acompañado..."

Saludos....

P.D. Pon mas artículos nuevos en tu blog para poder comentar sobre ellos.
Hola Gerardo

El vendedor tigre es bastante cautivador. Sus resultados son vistos por los dem casi como odiseas y esto lo convierte en un modelo a seguir. El problema es que cuando tiene éxito requerirá crecer ya sea como empresario o como gerente de ventas y entonces requerirá de los demás. Es en estos momentos cuando se hacen más evidentes sus debilidades.

Yo creo que por momentos hay que ser un poco vendedor tigre, pero no como una conducta permanenente, si no emplearlo cuando sea útil, particularmente en los momentos más difíciles en donde impere el pesimismo y la apatía por parte de los demás. En un entorno así el vendedor tigre es un triunfador.

Gracias por motivarme a escribir. Para mi ha sido un poco difícil el tener que abandonar un poco esta actividad que me gusta tanto. Tengo razones muy personales que me impiden hacerlo con mayor frecuencia. Espero que pronto pueda reintegrarme.

Aprecio tus comentarios. Mucha suerte.

Gustavo Guerrero
Hola Gerardo

El vendedor tigre es bastante cautivador. Sus resultados son vistos por los dem casi como odiseas y esto lo convierte en un modelo a seguir. El problema es que cuando tiene éxito requerirá crecer ya sea como empresario o como gerente de ventas y entonces requerirá de los demás. Es en estos momentos cuando se hacen más evidentes sus debilidades.

Yo creo que por momentos hay que ser un poco vendedor tigre, pero no como una conducta permanenente, si no emplearlo cuando sea útil, particularmente en los momentos más difíciles en donde impere el pesimismo y la apatía por parte de los demás. En un entorno así el vendedor tigre es un triunfador.

Gracias por motivarme a escribir. Para mi ha sido un poco difícil el tener que abandonar un poco esta actividad que me gusta tanto. Tengo razones muy personales que me impiden hacerlo con mayor frecuencia. Espero que pronto pueda reintegrarme.

Aprecio tus comentarios. Mucha suerte.

Gustavo Guerrero